Bhairavi
Ananda


El cuerpo es una puerta a través de la cual la Consciencia puede acceder a la magia y creatividad infinitas del eterno presente.






El Yoga es para mi un estado, una forma apasionante de transitar el sendero de la vida. Un camino vibrante de autoconocimiento, aceptación, amor, poder y transformación que eleva cada paso de mi caminar hacia el amor y la consciencia. Me ha enseñado a escuchar, sentir y amar mis luces y mis sombras, mi psique, mi cuerpo, mi vasija, mi templo; a saborear los pequeños gestos de la vida, llorar, reír, bailar, viajar, el poder de la naturaleza, el mar, el bosque, la alimentación sana y natural. La práctica de Yoga me conecta con la magia de la presencia que desencadena el proceso alquímico que me lleva de regreso a casa: al corazón. Y es así como, abriéndome a explorar, conocer y comprender la vida a través de mi propia existencia, me abro a sentir, comprender y acompañar a los demás en su propio caminar.



Enseñanza Holística de Yoga


El yoga es una parte fundamental de mi forma de vida, dedicándome en profundidad a su práctica y estudio.

SOBRE MI:

LEDICIA ÁLVAREZ * BHAIRAVI ANANDA:

Empecé mi camino como Yoguini en el año 2004, cuando recibí mi primera clase de Yoga tenía 18 años. A partir de ese instante, me adentré en un apasionante proceso de transformación consciente, eterno e infinito, en el cual el Yoga y sus diferentes vías se convirtieron en parte fundamental de mi forma de vida, dedicándome desde entonces en profundidad a su práctica y estudio, permitiéndome recordar que, el cuerpo, es una puerta a través de la cual la consciencia puede acceder a la magia y creatividad infinitas del eterno presente.

Tras esos primeros años de intensa práctica y estudio, en 2010 comencé a impartir clases.

Muy poco después, decidida a encarnar mi propio Dharma, en un acto de confianza, valentía y rebeldía, enfrentando grandes miedos y soltando profundas ataduras y expectativas, dejé la carrera de Derecho, ya cursando el cuarto año, para irme a conocer India, la tierra en la cual se hunden las raíces de tan milenaria ciencia mística.

El Yoga y sus distintos ámbitos me han permitido comprobar el hecho de que, como consecuencia de una sâdhana (práctica) regular, tiene lugar un amable cambio en el ser sin tener que forzar ni el cuerpo ni la mente, de forma que, progresivamente, todos los aspectos de la vida conducen a la salud, al equilibrio, al bienestar y la expansión de la Consciencia.

Mis clases son una fusión de mi propia experiencia vital, investigación, auto-observación y el conocimiento que me ha sido transmitido a través de diferentes Maestros y Maestras de distintas escuelas. Esta integración me lleva a ofrecer un acompañamiento integral e intuitivo que permite el desarrollo de todos los aspectos del ser de forma holística, mediante la investigación directa y personal de nuestra propia naturaleza.

La vida es para mi una aventura de constante aprendizaje, es por ello que mi crecimiento, formación, investigación y práctica son áreas vitales que siempre consideraré en continúa evolución y expansión.

En 2011 di nacimiento a Bhairavi Yoga como plataforma y medio de acompañamiento en el profundo y poderoso proceso de Re-descubrirnos, desde la absoluta libertad y el más puro amor, para así abrir los ojos del corazón y conectarnos a través de la mirada interna con nuestro sagrado cuerpo para DESPERTAR a nuestra realidad inherente.

"El yoga surge de la conciencia misma, eterna y multidimensional. Cuando abordamos esta ciencia desde la perspectiva de la conciencia directa, es la intuición profunda lo que se revela". Andrei Ram Om.

Durante una experiencia meditativa pude saborear, experimentar de forma directa, como mi transformación interna había supuesto dejar muchas cosas atrás, muchas cosas que habían bloqueado la posibilidad de expresar de forma natural el significado del nombre que tan amorosa y mágicamente me regalaron mis padres: Ledicia significa Alegría en Gallego, significado que me ha inspirado toda la vida. Desde temprana edad supe que la alegría era mi viaje de destino, la alegría de vivir, la alegría pura e incondicionada, y también supe que llegar a ella iba a suponer un intenso viaje de aprendizaje y transformación.

Fué en ese momento, en esa fracción de segundo cuando esas dos palabras inundaron todo mi ser:

Bhairavi Ananda: Guerrera de la alegría

Amante de Mamá India y Gaia (nuestra Madre Tierra), adoro enriquecer mi alma y mi práctica de Yoga viajando, fotografiando y descubriendo nuevos paradigmas, rincones y culturas, entregándome a saborear la vida desde infinitas perspectivas.

FORMACIÓN:

Todo camino, por largo que sea, comienza con un primer paso. Mis primeros pasos en las Sendas del Yoga comenzaron junto a Eva Espeita (Swamini Radhananda Saraswati). Durante los primeros 7 años profundicé en el sistema de Yoga Integral del linaje de Swami Satyananda Saraswati, formándome también a través de varios cursos con Swami Nischalananda Saraswati.

Estos años supusieron mi primer contacto con la la filosofía Tántrica y crearon una base sólida y de valor incalculable en mi bagaje como sadhaka (practicante), que me llevaron a iniciarme como profesora y a un proceso de maduración como persona que supuso un apertura física, mental y espiritual necesaria para acoger las elevadas enseñanzas que estaban aún por venir:

Fue en el año 2010 cuando comencé mi formación en la escuela de Yoga Sadhana (800h EYA), con Carlos Fiel, quién me transmite su inmensa sabiduría y me conecta al linaje de Sri T KrishnaMacharya, de quién fue discípulo directo. Con Carlos, no sólo me sumerjo en la más pura tradición espiritual del Yoga del clásico sino que, además, adquiero rigurosos y valiosísimos conocimientos de anatomía, biomecánica y neurofisiología.

Fascinada por las maravillas y misterios del cuerpo, en 2011 realicé el Curso de Terapia Craneo Sacral I (TCS1) en el Instituto Upledger. Aprendiendo las bases y teoría para la comprensión de la anatomía y físiología del cuerpo humano y de su sistema nervioso, así como las técnicas necesarias para la liberación las fascias, tejidos blandos y detección de movimientos biológicos sutiles y su conexión con la psique. Son técnicas que estimulan además la expresión y la liberación de emociones reprimidas, por lo que permiten una conexión con la propia sombra, gracias a la revelación de la información que nuestro cuerpo físico atesora a través de la memoria celular. Al acceder la mente de forma consciente a tan valioso material aumenta la consciencia del “ser interior”. Todo ello me ha otorgado poderosas herramientas de aplicación directa al trabajo corporal que realizamos a través de la práctica de Yoga.

Entre los años 2012 y 2017 me sumergí en la práctica de Meditación Vipassana, profundizando aún más en la tradición Budista Tibetana con la que estoy familiarizada desde mi más tierna infancia, ya que varios miembros de mi familia son practicantes de esta tradición.

Las enseñanzas de Anusara Yoga me permiten, desde 2016, empoderar mi práctica de Hatha Yoga, gracias a sus depuradísimos alineamientos, así como profundizar en el estudio de tradiciones filosóficas Tantrikas no duales, como el Shivaísmo de Cachemira y el Shaktismo y sus prácticas meditativas, con un rigor, precisión, pureza y coherencia que hasta entonces me fue difícil encontrar . Todo ello a través de mi aprendizaje y unión con poderosas mujeres y Maestras como son Susana García Blanco, Irene Antón y Más y Benita Wolf Galván.

Actualmente me encuentro inmersa en la formación de Anusara Yoga de la mano de Susana Gracia Blanco de la que he realizado las primeras 108 horas. Y disfrutando igualmente con entrega, profundo amor y compromiso de la práctica iniciática de Meditación Neelakantha gracias a las enseñanzas de Paul Muller-Ortega.

Eternamente agradecida a ell@s y a todos l@s grandes maestr@s que se han cuzado, cruzan y cruzarán en mi vida:

“Cuando has aprendido a escuchar encuentras al Gurú (maestr@) en todas las cosas".

Mi practica y enseñanza están profundamente enraizadas e inspiradas en la Filósofia Tantrica que abraza, integra y celebra cada aspecto del Ser, por ello es también esencial para mi el trabajo con la propia sombra. Sólo desde esa concepción holística, amorosa y responsable hacia todo lo que somos, hacia todo lo que es, es posible expandir de forma real y coherente las enseñanzas de la práctica de Yoga a cada área de nuestra vida, al tiempo que cada área de la misma se convierte en tierra fértil para la evolución y el aprendizaje consciente con la alquimia y transformación que ello conlleva. No se trata de "happy thinking" o de un paradigma inmaduro, todo lo contrario, hace falta mucha valentía, responsabilidad, madurez y compromiso para vibrar alto y permanecer conectad@ a la sacralidad de la vida en los momentos difíciles. Es así como recuperamos el poder para gozar nuestra propia existencia y hacer de ella nuestra gran obra de arte.

Mis áreas de enseñanza abrazan:

Hatha Yoga (Yoga del Cuerpo: moderno y antiguo según varias escuelas incluyendo asana, pranayama, mudra y bandha)

Kundalini Yoga tradiciona y Kriya Yoga (Yoga de la Energía - Chakras, )

Raja Yoga ( Meditación, Antar Mouna, Yoga Nidra, Vipassana)

Gñana Yoga (Yoga del Conocimiento: Tradición literaria del Yoga, Patanjali, el Vedanta. El Tantra y las filosofías del Shivaísmo y Shaktismo. Y La tradición Budista Tibetana ).